Google y Taco bell

Estrategias de mercado que ahora «se imponen» o que demuestran su efectividad, sumado a la reorganización del mundo digital, permiten realizar algún tipo de pronóstico o especulación acerca del futuro de las empresas en internet, y en general de la forma de utilizar esta vía de información.

[Mas…]

Revisando el movimiento de las acciones en el mercado, por el puro interés de un lingüista que quiere avanzar con empresa (jm os, imagen corporativa…), recuerdo que hace ya bastante tiempo Hollywood lanzó a dos de sus más conocidas estrellas: Sandra Bullock y Silvester Stallone, en una película que sonó bastante por su tiempo: Demolition Man. En esta película, palabras más palabras menos, se despertaba en el año 2032 a un policía refrigerado en 1996, el nombre es casi que inolvidable: John Spartan. Para la fecha de su descongelamiento, el mundo por supuesto ya no era el mismo que él conocía, y una mujer policía se encarga de aproximarlo al nuevo contexto en el que ya las palabras procaces generan multa (…) y todos los restaurantes son TACO BELL.

En ésa ciudad de 2032, si quieres alimentarte, (obtener información en este simil) tienes que ir a la única cadena de restaurantes, ya que todos los existentes compraron o se vendieron como franquicias para TB. En el mundo de 2006, todo indica que si quieres alimentarte debes ir a goog, ya que todos los sitios existentes compraron o … son parte de esta cadena de proveedores de información.

Aunque las metáforas y símiles puedan ir más allá; basta ver la película para encontrar cómo existe una subciudad que es negada por quienes visitan TacoBell, o que es Spartan quien «desenmascara» a los dueños de TacoBell quienes son también los dueños de la ciudad y de las leyes.

Cuando se lee y se relee acerca del movimiento accionario que tuvo Google al comprar YouTube, se puede llegar a creer (y hasta convertirlo en dogma) que invertir miles de millones de dólares comprando una empresa que no cobra por prestar sus servicios más alla de parecer una locura, fue un golpe de astucia, pues el precio de las acciones de la primera subieron de tal modo que casi pagan la cantidad cancelada por la compra.

Y aunque pueda criticarse el modelo o alguno de nosotros pueda decir que eso es lo mismo que hizo Warner cuando se describe como la mayor empresa de información y entretenimiento de todo Estados Unidos (AOL, TimerWarner Cable, HBO, Time Inc, Warner Bros….), pero no es así, ya que la novedad radica en que ninguna de las dos empresas cobra directamente por los servicios que ofrece.

¡ Ofrezco gratis, crezco, compro algo que ofrece también cosas gratis y voilà, sigo creciendo ! Ejemplos de esto nos llegan con Adobe y los PDF, con MySql, con Linux y todo GNU, con Panoramio… Sobra decir que con todo lo que conforma Google (Earth, GMail, Blogger…)

Hilando un poco más fino, podemos hallar que hasta la piratería de software hasta cierto punto logra esto… Programas y plataformas tan populares como Flash o Windows, no tendrían tanta «acogida» si un buen porcentaje de sus usuarios (y potenciales difusores) tengan copias ilegales.

Tengo que decir que no estoy legitimando o completamente de acuerdo con la piratería, solo estoy afirmando que buena parte del crecimiento y difusión de herramientas tecnológicas, desde Google hasta Windows XP y quizás Vista, pasando por Flash, Enciclopedias y aplicaciones específicas, pueden agradecer a los menores precios (ilegales por supuesto, no de promoción) y a la difusión gratuita, su ventaja y dispersión.

Nuevas formas de consumo y crecimiento, antiguas formas de consumo y crecimiento. Las mismas ideas con nuevas herramientas y contextos… Y viceversa.

Nos vemos en TB.

Etiquetado con: , ,

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.